https://mlencuentro.enfasis.com/capacitacion

La mayoría de las empresas no están preparadas para una disrupción en la supply chain

La resiliencia de una empresa se apoya en gran medida en la planificación y capacidad de anticiparse a los hechos. Boston Consulting Group comparte las claves para lograrlo.

 |   25 de enero del 2023
La mayoría de las empresas no están preparadas para una disrupción en la supply chain
https://www.delfingroups.com/

Según un estudio de Boston Consulting Group, cerca del 90% de las firmas no tienen la preparación adecuada para sortear eventos disruptivos y carecen de la resiliencia para prosperar. El estudio tomó en cuenta 150 compañías y solo 14 de ellas mostraron la capacidad de poder anticipar y reponerse a una crisis en el corto plazo, además de tener un sistema sólido para el mediano y largo plazo. Las firmas restantes lidian con las crisis a medida que estas aparecen, es decir se comportan de manera reactiva. La consultora remarca que “casi todas las empresas deben aumentar sus inversiones en capacidades que mejoren su resiliencia”, y agrega que “las organizaciones que invierten significativamente pueden crear una fuente potente de ventaja competitiva”.

Los riesgos

Existen situaciones que son imponderables, pero por esa misma razón la cadena de suministros tiene que estar consolidada y la empresa debe manejar planes alternativos. Según BCG, entre los riesgos que presentan más complicaciones se incluyen interrupciones en las propias plantas, interrupciones en el suministro de los proveedores y riesgos externos, como eventos geopolíticos y desastres naturales. Como resultado, cuando ocurren crisis, estas organizaciones tienen muchos problemas para identificar y evaluar rápidamente el riesgo, reaccionar de manera dinámica y absorber los impactos de las interrupciones en la cadena de suministro.

En respuesta, BCG lanzó un marco de resiliencia de operaciones que incluye lo siguiente:

1. Establecer visibilidad

Las empresas que desean desarrollar resiliencia deben tener una visión clara del inventario entre proveedores, plantas de fabricación, almacenes, proveedores de logística y clientes. De esta manera, será más facil realizar una planificación sólida y gestiar el inventario de extremo a extremo para una evaluación rápida de los impactos de posibles interrupciones. Para establecer una visibilidad completa, las organizaciones deben obtener información sobre las operaciones de los proveedores desde las fuentes de materias primas, mediante el uso de un mapa de red siempre activo para mostrar los flujos en los distintos niveles.

2. Supervisión de eventos y planificación de escenarios

El informe indica que, cuanto más rápido las firmas puedan reaccionar en una crisis, más probable es que obtengan una ventaja en la adquisición de materiales o capacidad escasos. BCG dice que una respuesta rápida implica monitorear eventos externos que podrían afectar las operaciones en toda la cadena de suministro y enviar alertas de manera proactiva sobre posibles desviaciones e interrupciones. 

https://www.loginter.com.ar

Te puede interesar: Obstrucción en la cadena de suministros internacional

3. Tener una estrategia de abastecimiento integrada

Las organizaciones deben diseñar su red de supply chain para reducir los puntos de falla, aumentar la redundancia de suministro y acortar la cadena. Asimismo, las crisis recientes han demostrado que el abastecimiento requiere una estrategia más integrada que en el pasado, y que las firmas necesitan una comprensión sólida de los plazos de entrega y los riesgos de interrupción de los proveedores. Las empresas también “necesitan tomar decisiones de abastecimiento junto con decisiones estratégicas para el inventario de respaldo de múltiples proveedores”, agrega BCG y aconseja que “los materiales críticos siempre deben estar disponibles de dos o más fuentes para garantizar que la capacidad no quede comprometida”.

4. Planificación y gestión de inventarios

Las empresas resilientes planifican teniendo en cuenta la volatilidad. Es fundamental desplegar estratégicamente el inventario, asignando sus materiales y productos más críticos a múltiples ubicaciones para cumplir con los niveles de servicio al cliente mientras minimiza los niveles de inventario y almacenamiento. Así, al integrar consideraciones de resiliencia en la ejecución de operaciones y ventas a corto plazo, así como en la planificación de operaciones y ventas a largo plazo, las organizaciones están mejor equipadas para equilibrar costos, riesgos y capital de trabajo.

En ese marco, las compañías deben desarrollar productos resilientes incorporando flexibilidad en las especificaciones de diseño y utilizando componentes estandarizados o listos para usar siempre que sea posible. “Este enfoque permite sustituciones más fáciles y el acceso a un grupo más grande de proveedores capacitados o ubicaciones de fabricación. Las empresas también deben desarrollar un proceso sólido de cambio de diseño para que las sustituciones y desviaciones del diseño original puedan evaluarse y adaptarse según sea necesario”, concluye la consultora.

Te puede interesar: ASCM: las 10 tendencias en Supply Chain

www.mdcorreo

Lucas Facundo Martínez

Redactor, periodista y Community Manager para Énfasis Logística Sudamérica desde 2019. Estudiante avanzado de la carrera de Ciencias de la Comunicación, en Facultad de Ciencias Sociales (UBA). Experiencia como asistente de marketing en ConkerU Consulting, organización de asesoría en comunicación.

https://www.gs1.org.ar

https://www.faetyl.org.ar/
Notas relacionadas
http://www.soportelogistico.com.ar/

https://logisticasud.enfasis.com/revista/
Te podría interesar